a
3 4 2 5

UN VIAJE INOLVIDABLE… CON VOLARIS Y ALBUQUERQUE

by / 0 Comments / 0 View / enero 13, 2019

Por María Luisa Pólit

  • LLEGA DIRECTO A ALBUQUERQUE  DESDE GUADALAJARA CON VOLARIS, Y DISFRUTA DE TANTAS MARAVILLAS Y ACTIVIDADES QUE NUEVO MÉXICO TIENE PARA TI

¡Éste sin duda fue un viaje excepcional! Una excelente forma de cerrar el año fue disfrutar del FAM promovido por Volaris y The Albuquerque Hispano Chamber of Commerce, para operadores mayoristas, agentes de viajes y medios especializados de Guadalajara.

Definitivamente es difícil plasmar lo vivido por escrito, pero empezaré por decir que me llevé la más grata de las sorpresas en cada momento. Y así como ustedes lo hacen en este momento queridos lectores, yo había leído bastante acerca de Albuquerque; créanme, nada se compara con estar ahí y entender la peculiaridad de un destino como éste.

ALBUQUERQUE EN LAS ALTURAS
Volar en globo es una actividad que pocas veces hacemos, aunque hoy en día existe mucha oferta en varias partes del mundo. Pero hacerlo en Albuquerque es algo que no te puedes perder; ahora entiendo por qué ahí se realiza el festival de globos aerostáticos más grande del mundo. Sobrevolar la ciudad pasando por el Río Grande con las montañas cuidando el escenario, es algo único, e imagino lo imponente que debe ser este evento que realizan cada año en el mes de octubre. ¡Vive esta experiencia con RAINBOW RYDERS!

Y como si fuera su especialidad disfrutar del paisaje de la ciudad en las alturas, es imperdible el paseo por el teleférico más largo de Estados Unidos y el tercero más largo del mundo, el SANDIA PEAK AERIAL TRAMWAY. Desde que va ascendiendo es indescriptible la vista con el atardecer iluminando la ciudad… y ya en la cima, ¡sin palabras! Es algo que se tiene que vivir.

Pero eso no es todo, Albuquerque tiene una gran oferta hotelera y gastronómica. Tuvimos el gusto de hospedarnos en el Hotel Chaco, una bellísima propiedad cuya decoración está inspirada en su cultura y es una auténtica exhibición de numerosos artistas de Nuevo México. Ubicado muy cerca del Old Town, cuenta con 118 hermosas habitaciones y 10 lujosas suites.
Las opciones son diversas, y en todas de verdad, la comida es excepcional: el Hotel Andaluz y el hotel de campo Los Poblanos, son también parte de la oferta que Albuquerque tiene para todos los gustos.

Por supuesto, si algo te puede atrapar, es su colorido Old Town (Casco Viejo). Es como estar en la plaza principal de alguno de nuestros hermosos Pueblos Mágicos, lo que no es muy común en las ciudades de U.S.A.; con su pintoresco aire prehispánico, su quiosco y la Iglesia de San Felipe Neri (fundada en 1706), dan ese toque final para sentirse en casa.

Y para finalizar, tuvimos el gusto de gozar de un encuentro del deporte con mayor tradición en Albuquerque: el basquet ball. Independientemente de cuál sea tu afición, vivir el ambiente familiar y la adrenalina del público apoyando a su equipo, es algo que envuelve a los que amamos el deporte. ¡Gracias Lobos de Nuevo México! Nos regalaron un gran espectáculo.

UN INVIERNO DE POSTAL: TAOS
A tan sólo 3 horas de Albuquerque, se encuentra un hermoso pueblo llamado Taos. Un lugar encantador para los amantes del esquí. A diferencia de otros destinos, cuenta con lifts muy económicos y con pistas a la altura de cualquier otra ciudad para esquiar.

Pero si quieres enamorarte del lugar, puedes hospedarte en The Blake –At Taos Ski Valley-. Un fantástico hotel al pie de la montaña, como puesto en una postal navideña y con la comodidad de rentar todo el equipo de esquí, poner un paso fuera y ¡listo!, puedes subir a la góndola y empezar a practicar este fascinante deporte. Con una vista hermosa y todo tipo de habitaciones: desde sencillas, dobles, hasta suites familiares con 2 recámaras. Además, presentando tu boleto de Volaris (Guadalajara-Albuquerque), ¡tienes precios especiales!

Ya que estás ahí, no dejes de visitar Taos Pueblo. Es muy ilustrativo ver cómo conservan sus tradiciones y cultura. Además, puedes conocer el sitio histórico Couse-Sharp, caminar por su plaza y disfrutar de una deliciosa taza de chocolate en CHOKOLA.

LAS AGUAS TERMALES DE OJO CALIENTE
Como les dije, Nuevo México tiene de todo. Y si de relajarse se trata, puedes hospedarte por uno o más días en Ojo Caliente Mineral Springs. O simplemente ir a pasar el día y sumergirte en sus deliciosas aguas termales, con albercas variadas, dependiendo de la necesidad específica del cuerpo. Puedes disfrutarlas todas. Cuentan con bellísimas habitaciones tipo hotel spa, algunas con alberca privada, además de un delicioso restaurante para chiquear por completo el cuerpo.

LA ENCANTADORA CAPITAL:
SANTA FE
Y para cerrar este hermoso paseo, la capital del estado nos recibió con su particular alumbrado que es ya una tradición: las luminarias en los bajos techos (reglamentados) de sus edificaciones, hacen de éste un lugar mágico.

Santa Fe está catalogada como la tercera ciudad más importante en arte en Estados Unidos, después de Nueva York y Los Ángeles, además de caracterizarse por su excelente gastronomía. Y vaya que lo constatamos. Nuestro anfitrión, el hermoso Hotel Santa Fe, hizo gala de esto preparándonos una deliciosa cena en su restaurante Amaya.

Aunque no somos expertos, pudimos disfrutar de una divertidísima clase de cocina en Santa Fe School of Cooking. Sonará increíble, pero en una sola sesión logramos preparar unos ricos tamales, tortillas recién hechas, pozole vegetariano y unas suculentas empanadas de chabacano que por supuesto, después degustamos. Un excelente maestro y el trabajo en equipo fueron la clave.

Dentro de la gran oferta de museos que tiene Santa Fe, es de destacar el Meow Wolf, un museo interactivo único en su clase, para todas las edades. Con una historia que te lleva a descubrir cada rincón y descifrar lo que este lugar te quiere contar.

Y como toda ciudad prehispánica, Santa Fe también tiene su historia y su plaza principal. Caminar por sus calles, conocer su hermosa Catedral de San Francisco de Asís, el quiosco, las particulares fachadas, su parque y sus placitas, es algo que no te puedes perder.

Ahora es tu turno. Te toca conocer Albuquerque y sus alrededores y narrarnos tu experiencia. Y de una cosa puedes estar seguro… si la hospitalidad va de la mano con el turismo, Nuevo México es el lugar para turistear.

Gracias a todos y cada uno de nuestros anfitriones, sin duda la mejor parte de este lindo FAM.

Your Commment